¿Cómo puedes regar las plantas cuando estés de viaje? 4 consejos muy útiles para ti

¿Estás pensando en salir de tu casa para unas vacaciones y te preocupa dejar tus plantas desatendidas? Hay unos sencillos y prácticos consejos que aseguran un cuidado permanente de las plantas estés donde estés. Descubre algunos métodos que los protegerán durante mucho tiempo contra cualquier secado.

A veces salimos de nuestra casa por unos días, dejando atrás nuestras hermosas plantas de interior. 

Pero con un buen mantenimiento previo, las plantas tienen más posibilidades de aguantar hasta nuestro regreso. Algunas técnicas de riego, como el riego por goteo, crean un ambiente húmedo para las plantas, lo que las mantiene irrigadas durante largos períodos de tiempo.

Índice

    ¿Cómo riegas tus plantas cuando no estás en casa?

    Para crear un ambiente de vida agradable, en nuestros interiores se cultivan algunas flores o plantas para dar más calidez a nuestro hogar. Con un pequeño toque floral, puedes transformar tu pequeño apartamento en un lugar agradable para vivir. 

    Cuando viajamos, algunas plantas se marchitan o mueren incluso antes de que regresemos. Para evitar este tipo de situación, puedes seguir estas técnicas.

    Usa una cuerda para regar tus plantas

    A diferencia de las plantas que pueden pasar varios días sin agua, otras necesitan mucho más mantenimiento. 

    Para mantener un nivel suficiente de humedad para tu planta en la maceta, necesitarás un recipiente con agua, como un jarrón decorativo o un balde de plástico. 

    Moja en él tu cordón de algodón, que habrás cortado cuidadosamente e introducido en tu maceta. Empuja suavemente la cuerda unos centímetros para no dañar las raíces de tu planta. Luego, espolvorea la cuerda con tierra para macetas. 

    También te puede interesar leer: 6 plantas de interior que favorecen el buen humor en casa

    Resultado: se formará un sistema capilar que permitirá que el agua suba a través de la cuerda para regar tus flores gota a gota. Es un sistema de riego clásico que dejará que el agua penetre en el suelo para dejarlo húmedo. 

    Las bolas de arcilla también hacen maravillas. Ricas en minerales, permiten tanto nutrir tu planta como almacenar y recuperar agua de forma permanente.

    El Riego por goteo para tus plantas

    Otro  truco para alimentar bien a tu planta  es el goteo. Una técnica de riego pasivo que puedes crear tú. Este consiste en dejar tu planta bien regada durante días o incluso semanas. 

    Para hacer funcionar este sistema necesitarás una botella de plástico que deberás perforar con una aguja en su parte superior. El día de tu partida, todo lo que tienes que hacer es regar tus flores como de costumbre y llenar la botella con suficiente agua y luego devolverla rápidamente al suelo. 

    También te puede interesar leer: 4 plantas que atraen mala suerte y problemas en casa

    Los pequeños agujeros en la botella permiten que el agua se filtre gradualmente en el suelo. Con este sistema de riego permanente, tu planta permanecerá en cómodas condiciones de vida.

    Opta por el invernadero de plástico, un consejo para regar las plantas

    Si quieres asegurar la buena salud de tus plantas, hazte con una bolsa de plástico con la que cubrirás tu maceta. Tómate el tiempo para regar primero tu planta usando una de las técnicas mencionadas anteriormente y luego cúbrela. 

    Asegúrate de que la bolsa no esté demasiado apretada o corres el riesgo de aplastar las hojas. Esta técnica requiere que las plantas se coloquen a la sombra, lejos de la luz solar directa. El aire de la bolsa puede calentarse con el sol y matar la planta.

    También te puede interesar leer: 10 prácticos consejos para hacer florecer orquídeas en casa

    La humedad en el suelo de su planta regada se evaporará y luego formará gotas de agua en el plástico. Que luego caerán sobre tu planta.

    ¡Ayúdame y comparte!

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

    Subir