¿Tienes miedo de que el frío dañe tus plantas? Esto es lo que debes hacer
cuidar las plantas del frio
Hogar Plantas y Jardín

¿Tienes miedo de que el frío dañe tus plantas? Esto es lo que debes hacer

Algunas plantas de interior requieren cuidados adicionales cuando llega el frío y bajan las temperaturas. Esto se debe a que no todas las plantas tienen la misma capacidad para soportar las bajas temperaturas del invierno. Tenemos una solución que te ayudará a proteger tus plantas y evitar que se dañen con el frío.

A medida que la temperatura exterior comienza a bajar, es posible que te preguntes cómo proteger mejor tus plantas del frío. Después de todo, ¡nadie quiere que sus plantas se congelen! Por suerte, hay algunas medidas sencillas que puedes tomar para asegurarte de que tus plantas se mantengan sanas y felices durante todo el invierno. Sigue leyendo para conocer nuestros mejores consejos.

Aprende a proteger tus delicadas plantas de interior de las condiciones climáticas del invierno, como las corrientes de aire y las breves horas de luz solar.

¿Cómo proteger las plantas de interior del frío?

A medida que el tiempo se vuelve más frío, recuerda trasladar tus plantas al interior. Si tienes plantas sensibles a las heladas, llévalas al interior para que no se congelen. Puedes ponerlas cerca de una ventana para que les dé la luz del sol, pero asegúrate de que sus hojas no tocan el frío cristal.

Como proteger las plantas de interior del frio

Las hojas pueden marchitarse o congelarse con el frío extremo. Mantén las plantas alejadas de las ventanas o miradores, si es posible, y protégelas de las corrientes de aire. Asegúrate también de mantenerlas alejadas de cualquier fuente de calor, como radiadores o chimeneas, que pueden secar el aire y dañar tus plantas.

¿Cuáles son las otras acciones a tomar para proteger las plantas de interior durante las estaciones frías?

Los siguientes cuidados ayudarán a tus plantas a soportar los cambios de temperatura.

1. Llévalas al interior. Si tienes plantas especialmente susceptibles de sufrir daños por el frío, lo mejor que puedes hacer es llevarlas al interior de tu casa antes de que las temperaturas empiecen a bajar demasiado. De este modo, estarán bien acogidas en un entorno cálido donde no correrán el riesgo de congelarse.

2. Agrúpalas. Otra buena forma de proteger tus plantas del frío es agruparlas en una zona de tu casa. Esto creará un microclima más cálido que el resto de la habitación, proporcionando una capa extra de protección contra el frío para tus plantas.

3. Cúbrelas. Si no puedes llevar tus plantas al interior o agruparlas, otra opción es simplemente cubrirlas con una sábana o manta cuando las temperaturas empiecen a bajar por la noche. De este modo, las plantas se aíslan del frío y evitan los daños causados por las heladas.

4. Dales más agua. Un último consejo para proteger tus plantas del frío es darles más agua durante estos meses más fríos. Esto ayudará a prevenir la deshidratación, que puede ser perjudicial para las plantas en general, pero es especialmente peligrosa en las temperaturas de congelación cuando el riesgo de congelación es alto. Asegúrate de revisar la tierra con regularidad y regar cuando sea necesario para que tus plantas tengan siempre suficiente humedad.

Si sigues estos sencillos consejos, podrás proteger tus plantas del frío este invierno y mantenerlas sanas durante toda la temporada Sólo recuerda llevarlas al interior si es posible, agruparlas, cubrirlas y darles agua extra, y tus plantas deberían sobrevivir incluso a las condiciones climáticas más frías sin ningún problema.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *